• Preparación de una muestra de ADN en el laboratorio
    Reproducción de líneas

Reproducción de líneas

Aspectos generales

En pocas palabras

Aquí se cruzaron dos líneas parentales que se complementan al máximo en cuanto a las propiedades deseadas. A partir de la descendencia, se desarrollan líneas de plantas homocigóticas, llamadas variedades de líneas puras.

Ventajas

Las variedades de líneas puras son muy homogéneas y las plantas descendientes son estables desde el punto de vista genético.

Inconvenientes

Gran consumo de tiempo: Antes de obtener el resultado deseado, se deben cruzar y reproducir a través de autofecundación varios ciclos o generaciones.

Desarrollo

Las variedades autopolinizadas de la agricultura tradicional, denominadas variedades naturales, consisten en mezclas de líneas. En cierto modo, las variedades de líneas puras se han desarrollado a partir de ellas.

Aplicación en KWS

Mejoramiento de la cebada y del trigo

La reproducción de líneas se utiliza en las variedades vegetales que suelen reproducirse a través de la autopolinización, como la cebada, el trigo, la avena o los guisantes. Estas plantas son fecundadas por su propio polen, incluso antes de que salgan de la etapa de floración. Sin embargo, esto no provoca el aumento de la diversidad genética que buscan los mejoradores, ya que los genes no se mezclan. Para hacer que esto sea posible, los especialistas emplean el cruzamiento selectivo de dos líneas parentales que se complementan entre sí al máximo en cuanto a las propiedades deseadas.

A continuación, el mejorador selecciona las plantas que corresponden a las especificaciones de rendimiento buscadas con respecto a la salud, el rendimiento y la calidad de la planta (selección). Tras varios de estos ciclos de selección, se crea una nueva variedad basada en la mejor planta, y debido a que esta planta se ha obtenido mediante autofecundación, los ejemplares de esta variedad son muy uniformes (homogéneas). Este procedimiento se llama reproducción de líneas. El resultado final es la obtención de variedades de líneas fundamentalmente homocigóticas y homogéneas con las nuevas características deseadas. Estas plantas pueden reproducirse de manera idéntica a través de la autopolinización para el cultivo en la práctica agrícola.

grafiken_grau__linienzuechtung.png

Este proceso, a menudo laborioso, puede acelerarse: La técnica de dobles haploides implica el aislamiento de células vegetales haploides; por ejemplo, polen. Estas células solo llevan material genético masculino, es decir, la mitad de la dotación cromosómica. Si posteriormente se duplican estos cromosomas, todos los atributos estarán presentes en forma homocigótica.

Para hacerlo, los especialistas generan cultivos de células de polen a partir de los cuales crece el tejido y, finalmente, una planta. Hasta aquí, esta planta tiene la mitad de la dotación cromosómica. Las denominadas plantas doble haploides homocigóticas son el resultado de una duplicación de la dotación cromosómica. Esto ahorra tiempo en comparación con la reproducción de líneas tradicional mediante repetidas autofecundaciones. Esto permite transmitir más rápido a los agricultores el progreso del mejoramiento.

Visión general de nuestros métodos de fitomejoramiento

Su contacto

Max Goerner
Max Goerner
Lead of Corporate/Strategic Communications
Global Marketing and Communications
Enviar correo electrónico
CONTACTO